¿Por qué tu negocio necesita su propia app?

publicado en: blog | 1

Tres razones que te convencerán

Hace unos años una empresa con su propia app móvil era algo extraño. Lo más probable es que hubiésemos pensado que se trataba de un lujo. Sin embargo, ahora es algo esencial. Ya no hablamos de poseer un dominio en internet, ni siquiera de estar presentes en las principales redes sociales como Facebook o Twitter. Hablamos de ser visibles las 24h. Hablamos de estar disponibles las 24h. Hablamos de compromiso hacia nuestros clientes y hacia nosotros mismos las 24h. ¿Por qué? Porque una marca no se crea sino se hace hincapié en ella.

 

Fotografía de Maliha Mannan

 

    1) Lo tenemos todos en nuestro bolsillo

¿Cuántas veces sales de casa con el portátil? ¿Cuántas con el móvil? Exacto.

Actualmente, la sorpresa nos la llevamos con la carencia. Todos tenemos un móvil. Lo usamos en cualquier parte y a cualquier hora. Nos despertamos y lo primero que hacemos, antes incluso que ir al baño, es mirar nuestro móvil. Nos gusta sentirnos conectados, informados; queremos saber más sobre aquello que nos interesa. Entonces, ¿por qué si ya has conseguido que tu proyecto le interese a alguien, le ibas a impedir formar parte de él desde lo que le es más cercano?

A todos nos suena la frase: «hay una app para eso» porque hay apps para todo. Solo hace falta que algo nos llame la atención para que forme parte de nuestro menú. Las descargas son instantáneas y nuestra presencia ante el usuario es constante. No hay mejor publicidad que un click en instalar.

 

    2) Crea consumidores leales

La fidelidad se basa en el respeto. Solo cuando nuestros clientes sepan que hemos explorado todas las posibilidades y establecido todas las herramientas para que nuestra tarea triunfe, nos habremos ganado su respeto y confianza.

La app ejemplifica nuestros esfuerzos para con el consumidor. Basta un solo toque en la pantalla para poder ver todo el material del que dispone tu empresa: servicios que ofrece, trabajos realizados, tarifas, eventos y mucho más.

Puedes personalizarla para que sea única y común a todo tu público. Facilita el acceso y simplifica el proceso.

 

   3) Refuerza tu marca

Ya no eres un desconocido, porque te has dado a conocer. Formas parte de el preciado elenco de mensajería, ajustes y reloj, con el que ya nacen los móviles. Apareces cada vez que encienden sus pantallas. Ejecutas tu show cuando llega el momento. Estas ahí. Saben quién eres y qué haces. Van a acudir a ti porque estás a su disposición, no cuando enciendan el ordenador, sino ahora. Ahora, cuando van a trabajar o ahora, cuando se toman un café.

 

Si quieres beneficios has de tú también beneficiar y eso solo lo consigues con el quid pro quo que propugnan las apps. No antes, no después, sino ahora.

One Response

Dejar una opinión